domingo, 9 de septiembre de 2012

Poderes de las mujeres y cómo combatir sus brujerías. Parte III y final.

Viajero que por aquí recalas, empieza por aquí:

http://eldesclasado.blogspot.com.es/2012/09/poderes-de-las-mujeres-y-como-combatir.html

Advertencia previa: QUEDAN TODAS LAS MUJERES OBLIGADAS A LEERSE ESTA ENTRADA.
(A ver si así...)

Caldeemos el ambiente. Escuchar hasta el final:



No querría con Esther seguir viviendo, larala... Es pegadiza...

Como no podía ser de otra manera, el brujerío ya empezó a protestar: es que yo no soy así... "YO" y "MÍ" son los fieles acompañantes de una mujer para toda su vida, desde que toma conciencia de ello. 
Y como YO no soy así y a MÍ no me pasan esas cosas, pues al resto de las mujeres tampoco, porque MÍ YO es la encarnación pura del espíritu femenino hecho carne. 
Lo de siempre, nada nuevo. Las miyós son así, llevamos cientos de miles de años conviviendo con los ombliguitos del mundo.

De nada sirvió que advirtiese que se iba, inevitablemente, a hablar en términos absolutos. Que la generalización era inevitable. De nada sirve que vuelva a decir que la mayoría de las mujeres tendrán gran parte de las características descritas, no necesariamente todas. Que la mayoría de los hombres serán, por lo general, como los estoy describiendo, sin perjuicio de que existan hombres neuróticos, sensibles, e incluso tíos conscientes de que esa especie de enanos gritones que pululan por su hogar, va y resulta que son hijos suyos, o algo así, y tienen nombres, además de "la rata", "la niña esa rubia gritona", o "el enano ese moreno que me pide dinero constantemente".

Y también, como no podía ser de otra manera, enseguida se tomaron partes por el todo y resultó que si la mujer ve mejor de cerca, es porque su visión total es mejor. Y si escucha más gamas de sonidos, es porque su nivel auditivo es mejor. 
Y por supuesto, el remate: las miyós captan mucho mejor las señales no verbales, intuitivamente son conocedoras del estado de ánimo de las demás personas. Halaaaaá, subidón de ego. Chute de autoestima.
Pero... ¿es esto realmente así? 
No.
La infalibilidad sólo la tiene el Papa. Las miyós fallan más que una escopeta de feria. Una cosa es estar diseñada para captar estados anímicos en un ser absurdo casi unicelular, como es un bebé, y otra cosa es aplicar, sin darse cuenta, instintivamente, ese "don" en una máquina racional, fría, calculadora e insensible a los dramas pastelosos como es un hombre adulto. 
Y lo que suele ocurrir es esto:

Diferencias entre hombres y mujeres

1. – DIARIO DE ELLA :
mujer%20preocupadaEl sábado por la noche lo encontré raro.
Habíamos quedado en encontrarnos en un bar para tomar una copa. Estuve toda la tarde de compras con unas amigas y pensé que era culpa mía porque llegué con un poco de retraso a mi cita, pero él no hizo ningún comentario.
La conversación no era muy animada, así que le propuse ir a un lugar más íntimo para poder charlar más tranquilamente. Fuimos a un restaurante y él seguía portándose de forma extraña.
Estaba como ausente. Intenté que se animara, y empecé a pensar si sería por culpa mía o por cualquier otra cosa. Le pregunté y me dijo que no tenía que ver conmigo.
Pero no me quedé muy convencida.
En el camino para casa, en el coche, le dije que lo quería mucho y él se limitó a pasarme el brazo por los hombros, sin contestarme. No sé cómo explicar su actitud, porque no me dijo que él también  me quería, no dijo nada y yo estaba cada vez más preocupada.
Llegamos por fin a casa y en ese momento pensé que quería dejarme. Por eso intenté hacerle hablar, pero encendió la tele y se puso a mirarla con aire distante, como haciéndome ver que todo había terminado entre nosotros. Por fin desistí y le dije que me iba a la cama.
Más o menos diez minutos más tarde, él vino también y, para mi sorpresa, correspondió a mis caricias e hicimos el amor, pero seguía teniendo un aire distraído. Después, quise afrontar la situación, hablar con él cuanto antes, pero se quedó dormido. Empecé a llorar y lloré hasta quedarme adormecida. Ya no sé qué hacer.
Estoy casi segura de que sus pensamientos están con otra.. Mi vida es un auténtico desastre.

2. – DIARIO DE ÉL :
hombre_pensando

Ayer perdió el Atleti. Por lo menos follé.





La famosa "mayor sensibilidad de la mujer" es a su vez fuente de muchos problemas para ellas mismas. Cuando hay que tomar una decisión y "se ven" demasiados factores antes de tomarla, lo que menos le puede pasar a la toma de decisión es que se retrase valorando imponderables. Y de remate: posiblemente esa decisión se tome sin decisión, como acojonadita porque ¡son tantos los factores por los que puede salir mal! Mientras tanto un hombre hace un par de meses que tomó la decisión, y salió bien o salió mal, pero ya es parte del pasado. 
La valentía de los hombres es en parte inconsciencia. Y la prudencia de las mujeres es en parte incapacidad de valorar bien la sobreinformación, o lo que es lo mismo: inseguridad.
Llevando las cosas al extremo negativo: si un sexo falla por insensible, el otro falla por dramatizado. Y ninguno de los dos "falla", salvo cuando falle en temas concretos, sencillamente son complementarios, cuando lo son.

Y acabaremos la entrada con la hipersensibilidad femenina:

LAS MUJERES SON HIPERSENSIBLESLa piel es el órgano que ocupa mayor superficie del cuerpo humano, alcanzando una dimensión de unos dos metros cuadrados. La piel po­see, distribuidos desigualmente a lo largo de la superficie, unos 2.800.000 sensores de dolor, entre los cuales 200.000 se encargan de detectar el frío y 500.000 el tacto y el peso. Las niñas muestran desde su naci­miento mucha más sensibilidad al tacto y, en la edad adulta, la piel de una mujer es como mínimo diez veces más sensible al tacto y al peso que la del sexo opuesto. Un estudio estatal demostró que los niños que habían mostrado más sensibilidad al tacto no llegaban a los nive­les registrados por las niñas que mostraron poca sensibilidad. La piel femenina es más fina que la masculina, pero está provista de una capa interna que mantiene la temperatura caliente en invierno y dota a la mujer de mayor resistencia que el hombre.
La oxitocina es la hormona que estimula la necesidad de ser toca-dos y activa los sensores del tacto. Esto explica que las mujeres, que poseen sensores diez veces más sensibles que los hombres, otorguen tanta importancia al hecho de abrazar a su pareja, a sus hijos y a sus amigos. Las estadísticas de nuestra investigación sobre el lenguaje cor­poral revelan que en el transcurso de una conversación, en el mundo occidental por cada hombre que toca a otro, hay de cuatro a seis muje­res que tocan a otra mujer. Las mujeres suelen utilizar más expresio­nes relacionadas con este sentido como «esta persona tiene mucho tacto» (para referirse a una persona que habla con delicadeza a otra), «todavía le llevo muy adentro» (cuando hablan, por ejemplo, de un antiguo novio), les encanta darle a las cosas «un toque personal» y tienen los sentimientos «a flor de piel».
Por cada hombre que toca a otroen el transcurso de una conversación.hay de cuatro a seis mujeres que tocan a otra mujer.Un estudio realizado con pacientes psiquiátricos expuso que los hombres, en situaciones en las que están sometidos a gran presión, evitan el contacto físico y se sumergen en su propio mundo. Sin em­bargo, en el mismo estudio, la mitad de las mujeres se acercaban a los hombres, más que para mantener relaciones sexuales para acariciarse. Cuando una mujer se enfada con un hombre, es probable que le res­ponda diciendo: «No me toques!», una frase que el sexo opuesto no termina de entender. ¿Qué lección se podría extraer? Si se desean ga­nar puntos con una mujer, acaríciela, pero no le meta mano. Para que sus hijos crezcan sanos psicológicamente, abráceles muchísimo.
En realidad, un niño, en la adolescencia,no pierde la sensibilidad en la piel,simplemente la concentra en una zona.Sin embargo, cuando un hombre no está concentrado en alguna acti­vidad, su tolerancia al dolor es menor que la de la mujer. Cuando un hombre se queja con frases como: «Hazme un poco de sopa de pollo / zumo de naranja natural / tráeme la bolsa de agua caliente / llama al doctor y asegúrate de que mi testamento está en regla» normalmente sólo se trata de un ligero dolor de cabeza o de un resfriado. Los hombres también son poco sensibles al dolor de una mujer. Aunque esté doblada de dolor, tenga un fiebrón de 40°C y esté tiritando, a pesar de estar tapa-da con mantas, el hombre le preguntaría: «Cariño, ¿estás bien?», cuando en realidad estaría pensando: «Puede que si ignoro que está enferma acceda a hacer el amor. Total, ya está en la cama».
Extrañamente, los hombres muestran mucha sensibilidad cuando observan deportes agresivos. Por ejemplo, si están viendo un combate de boxeo por televisión y uno de los boxeadores le asesta un golpe bajo al otro, una mujer dirá: «Uy… eso sí debe doler» mientras que un hom­bre gruñirá, se doblará y hará muecas que expresen que él también siente el dolor.
POR QUÉ LOS HOMBRES SON TAN POCO SENSIBLESLos hombres tienen la piel más gruesa que las mujeres, lo que explica que las mujeres tengan muchas más arrugas. La piel de la espalda de un hombre es cuatro veces más gruesa que la piel del estómago, un legado de su pasado de animal a cuatro patas que le proporcionaba mayor protección para los ataques por la espalda. La sensibilidad -de un niño al tacto se pierde casi por completo al alcanzar la adolescen­cia, época en que se prepara para los peligros de la caza. Los hombres necesitaban una piel dura para poder correr sobre zarzas, para derribar a los animales y luchar contra sus enemigos sin caer doblegados de dolor. Cuando un hombre se concentra en la realización de una activi dad física o deportiva, casi nunca percibe el dolor.
EL GUSTO POR LA VIDAEl sentido del gusto y del olfato también es superior en las mujeres. El cuerpo humano cuenta con más de 10.000 sensores del gusto que detec­tan, como mínimo, cuatro sabores principales: dulce o salado en la punta de la lengua, agrio en los lados y amargo al final. Investigadores japoneses están llevando a cabo estudios sobre un quinto sabor, el de la grasa. En las pruebas gustativas, los hombres obtuvieron mayor puntuación a la hora de distinguir los sabores salados y amargos, seguramente porque beben mucha cerveza, mientras que las mujeres obtuvieron más puntos en discernir ios sabores dulces de los azucarados, quizás porque son más adictas al chocolate que los hombres y también porque esta cualidad era impor­tante en su papel de protectoras de sus hijos, al tener que asegurarse de (pe los frutos estaban maduros y eran dulces antes de dárselos a los bebés. Esta podría ser la respuesta al gusto de las mujeres por el chocolate y a que la mayoría de las gustadoras alimenticias sean mujeres.
ALGO INEXPLICABLEEl sentido olfativo también está más desarrollado en las mujeres, pero curiosamente éste se agudiza durante el período y dentro del ciclo menstrual, en que la mujer ovula. Durante esta fase, la mujer puede detectar las feromonas y el olor a almizcle segregado por los hombres, olores que sólo advierte inconscientemente. El cerebro femenino des-cifra el estado del sistema inmunológico de un hombre y, si es comple­mentario o superior a su propio sistema, lo describirá como un ser atractivo o con «un magnetismo misterioso». En cambio, si su sistema inmunológico es superior ál del hombre, seguramente lo encontrará mucho menos atractivo.
Un fuerte sistema inmunológico puede hacer que un hombre resulte«inexplicablemente atractivo».Los neurólogos han descubierto que el cerebro femenino puede ana­lizar estas diferencias entre los sistemas inmunológicos a los tres segun-dos de conocer a alguien. Los sistemas inmunológicos complementarios suponen una ventaja para la descendencia ya que hereditariamente ten­drán más posibilidades de supervivencia. Una de las consecuencias de este estudio ha sido el lanzamiento de innumerables aceites y pociones para hombres que afirman contener el secreto de la atracción de las feromonas, que vuelve locas de deseo a las mujeres.
FUENTES: Las cursivas son de estudios de Allan y Barbara Pease recopilados en esta página argentina de sicología:


El Diario de Ella y Él es de aquí:


El bolero es de Les Luthiers.

Las gilipolleces que acompañan a todo lo anterior son mías.



33 comentarios:

  1. Todo precioso, Mitú, me quedé sin palabras, jaja.
    Buenos días (buenos palos merecías)

    ResponderEliminar
  2. Huy, lo de "Mitú" suena bonito. Posesivo, pero cachondón.

    Me gusta, me gusta ser Mitú.

    ResponderEliminar
  3. Lo que faltaba, jajaja.
    Voy a escuchar ese bolero, que al menos sé de dónde sale.
    Aaah, es un burlobolero, qué cosa más poco seria para un domingo de misa, jajaja.

    Ehhhte, Mitú, ¿tú hueles a almizcle?

    ResponderEliminar
  4. Miyó, dependiendo del momento huelo a puro macho magnético.
    Para entendernos: ¿estás ovulando?

    ResponderEliminar
  5. Yo ovulo siempre, si no es por un sitio es por otro, jajaja.
    ¿Entonces es cierto que hueles a almizcle?, es que nunca leí tal cosa.
    Mitú, lo de oler el estado del sistema inmunológico tiene miga ¿eh?, me imagino a las médicas oliendo a sus pacientes: "Está usted como un toro, que pase el siguiente", jajaja.

    ResponderEliminar
  6. Jajajaja. Imagino que es algo a nivel subconsciente.

    Hay varios experimentos: se ponen fotos de hombres a mujeres en fase: "estoy para que me preñen" y eligen los hombres de rasgos más masculinos, más fuertes.
    En fase de no estar, eligen fotos de hombres más dulcificados. Y las fotos no huelen.

    El olor a almizcle se suele situar tanto en hombres como en mujeres detrás de las orejas. Pásate el dedo por allí y verás tu olor almizcleño.

    ResponderEliminar
  7. Pero qué bien nos vendría sacar ese inconsciente a nivel consciente en estos tiempos de crisis y apostados en la barra de un bar, jaja.
    Que no, que el almizcle es apestoso, como decimos aquí "confunde".

    ResponderEliminar
  8. La verdad es que creo no haber olido nunca el almizcle de ciervo almizclero, el original, aunque dicen que se gasta para hacer un perfume fuerte.

    Uff, no sé: muchas decisiones que tomamos no parecen tener una base racional, de algún sitio saldrá esa decisión tan "rarita", tan irracional.

    ResponderEliminar
  9. Bueno, yo olí el de los marroquíes, y creo que lo sacan del cordero. No era perfume, por lo tanto era el olor crudo, tal cual, y realmente apesta, es muy fuerte. En fin, también se dice que nuestros perfumes están hechos con orina, y la verdad es que no huelen a eso...la mayoría.
    Claro que hay decisiones irracionales, por eso cuando un hombre pregunta a una mujer por qué no lo quiere, tiene todo el sentido contestar "no sé", jajaja.

    ResponderEliminar
  10. Lo dice ahí arriba: la piel muy dura (eso incluye la cara) e insensibles, jajaja.
    A ver si salen los otros Miyós de la misa de las 11, ¡que te veo muy tranquilo, queridiñoooo!
    ;-)

    ResponderEliminar
  11. Ah, no me quieres porque tengo la cara muy dura.

    Jee, no me hagas hacer el chiste fácil acerca de otras cosas duras que no son la cara. Igual entonces me querrías. Aunque como tengo algo de sensibilidad femenina me entristecería saber que sólo me quieres para el sexo y me haría sentir sucio, pero como estaría enamorado de ti, tragaría con carros y carretas mientras lloro para desahogarme.
    (Joder, me he deprimido yo solo escribiendo esto último. Vaya rollo ser mujer).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. (Endereza el rumbo porque así no me gustas, ja, ja)

      Eliminar
  12. Respecto a que no vengan las miyós: ningún misterio: les he dicho esta vez que estaban obligadas a leerlo. No vendrán.

    ResponderEliminar
  13. Vendrán, pero están preparando un ataque en pinza.
    Yo, incauta, vine sola.
    :-(

    ResponderEliminar
  14. No, mira, yo sé cómo hacerlo, verás:

    SE PROHÍBE A LAS MUJERES VENIR A ESTA ENTRADA.

    ResponderEliminar
  15. Jajajaja,Les Luthiers con su Bolérolo...son inceíbles.Que lindos esos Mitú y Miyo...suenan preciosos. Lo del almizcle es recontrasabido, nunca lo sintió así...como en el aire?Es un aroma particular diferente a cualquier otro,no se lo puede comparar, es propio de según quién. Uds. son prácticos y accionan, nosotras no,necesitamos valoraciones varias para decidir. Aunqueeeee,como uds. de prácticos y acciones andan más que olvidados, nosotras compensamos lo que falta. Ahora,también le digo,si eso es evolución en uds. hacia donde?me puede explicar?por qué ni pa´trás ni pa´delante o se suceden situaciones como la del piloto de la bicicleta de su amada...Yo que su amada trataría de encontrar aquel dulce chico en bicicleta, se acuerda?,el canadiense era?...ese si la tenía clara,jajajajaajjajaja.Un beso

    ResponderEliminar
  16. Veo que has seguido estudiando ese magnífico tema "por qué las mujeres son más complicadas que los hombres",pienso que eres uno de los pocos hombre que se trabaja sus obsesiones desmenuzándolas, triturándolas, y comiéndose el marrón.
    Mira mitú, no vas a prohibir a las mujeres que lean porque no es tu estilo: escribes para ellas.
    Por otro lado siendo tan complejas, llevamos toda la vida con hombres que intentan descifrar el manual de instrucciones. Quizás por eso les interesamos. Además aveces estamos tristes, igualito que Cristiano Ronaldo.
    Besos de cualquier forma me gustas

    ResponderEliminar
  17. Veo que somos menos ...estarán todos en misa de domingo????no puedo creerlo,jjajajaajja.Marcela, este es un mujeriego total,en el mejor sentido de la palabra,nos ama, aunque intenta,vanamente,entendernos...nos quiere igual,jajajaja.

    ResponderEliminar
  18. Pues mira macho, definitivamente, cuando sea mayor quiero ser mujer...
    ¡Hala!
    Salud

    ResponderEliminar
  19. Genín, tú no me engañas: tú lo que quieres ser es lesbiano de mayor, jaja.

    Fiorella, Marcela, Miyós: lo confieso: esto es puro marketing. De las últimas cosas que me preocupan ahora una es el atormentamiento del alma femenina. En realidad tampoco me importo mucho, sólo cuando me afecta porque no entiendo una mierda de qué coño pasa ahora, si yo no hice nada, y esas cosas.
    El marketing: quiero retomar el blog (ya veremos si puedo hacerlo), así que pensé en hacer una entrada que atraiga. Algo provocador en las formas, pero inofensivo e incluso curioso, en el fondo. Así que pensé en pincharos para atraeros, jajaja.
    Pero me reconozco a mi vez pinchado: ¿qué es eso de que escribo para mujeres? Jajajaja.
    Y Fiorella, ¿qué quiere decir "rolo"? ¿Qué es un bolerolo"?

    Besos, hasta a Genín, va, que es lesbiano, jajaja.

    ResponderEliminar
  20. ¿Lesbiano?
    Hombre yo preferiría ser hermafrodita por aquello de la autarquia sexual, pero lesbiano también vale...jajaja
    Salud

    ResponderEliminar
  21. Es que ud. tiene fijación con las mujeres que ni vió cuando comienza el video que dice abajo, bolérolo entre paréntesis...ya ni sabe lo que cuelga. Les Luthiers son así le agregan o cambian palabras,lea,lea,jajajajaja.

    ResponderEliminar
  22. Me gusta esa expresión de Marcela, eso de que te trabajas las obsesiones. A fin de cuentas, para eso están,ja,ja. Las mujeres para mí, mas que una obsesión son una adicción. Dicen que las pusieron para volvernos locos y no me extraña, porque las hicieron con una costilla nuestra (glabs)

    ResponderEliminar
  23. No he leído la entrada, es muy larga y no soy una mujer paciente, los asuntos extremadamente largos me cansan antes de empezar (sí, como oyes). Pero me he leído todos los comentarios y ya no sé si soy Tumí, Tuyó, Mimiyo, Yoyomi o Minosotrosaquellosellos, será porque soy mujer y me confundo fácilmente. De todas maneras, si quieres re-tomar el blog tengo una observación para hacer, o un pedido más bien: menos política y más porno. Claro que sé cuál será el tema próximo: el feminazismo (¿o es que con la crisis estas organizaciones a favor de las libertades femeninas se han convertido en algo más rentable, como prostíbulos o centros de belleza?)

    Yo

    ResponderEliminar
  24. Genín, que hermafrodita es India, tiene la patente, jaja.

    Fio, si leí lo de bolerolo, pero imagine que es un juego de palabras con bolero y rolo y no sé qué es rolo.

    Frankie: más trabajarse la obsesión en la cama y menos de palabrería, eso debiéramos hacer, jaja.

    Yoyo: no, con el feminazismo está pasando una cosa: como no tienen base de apoyo social en cuanto les quitas la financiación quedan desnudas: cuatro histéricas resentidas a las que nadie sigue. Y adivina con la crisis qué está pasando en España... Pues eso: se acabó el dinero para mantener a las parásitas autoerigidas en representantes de la mujer, sin que se sepa qué mujeres las votaron para ello.
    Y sin dinero ya apenas tienen fuerza.
    Mi musa la Bibi con el dinero de todos los españoles se pagó un puestito en la ONU y se largó.
    Y la otra cerdita de la Pajín se pagó el puestito de cooperante internacional y se largo también. Vayan con Dios ambas.

    ResponderEliminar
  25. Y que? ahora nos obligas a leer, y despues que no?
    Pero quien te entiende??!!!

    A ver si te enteras: hacemos los que queremos, cuando queremos !!!!!!

    (dejame soñar, ja ja ja)

    Me parece bien que vuelvas, que esto esta muy aburrido, porfa, politica lo menos, a no ser que sea algo desternillante....clases de historia de esas tuyas siiiiii, de esas curiosas, que me encantan, y tonterias, todas!!!

    Besis, estudioso.

    ResponderEliminar
  26. Si me comes tanto la bola... nusé yo si llegamos a tiempo del polvo jaaajajaja (miyo masculino se impacienta, y miyo hermafrodita cada día sabe más el jodío y nu veas el gustirrinín... ops)
    A mí lo que me molan son los devaneos DesclaBlue... me ponen tontina, aaaaaay qué lindos (ésta sin duda es miyo femenina y el almizcle jaaajajaja) ¿Un tío, de normal, tiene tantos miyos y los armoniza? pregunto, ehn? no afirmo, es curiosidad científica jijijiji
    Hermafroditemos, Genín!!! para los desgastes, yo parasito tíos y tú a las tías jaaaaaaajajajaa Jopelines, qué comentario... a ver, quién se ha puesto almizcle que me lleva a pensar sólo en eso!
    Aaaaachuchones!!!!

    Pd.- Tú vuelve, con lo que plazca.. que lluevan los besos y las collejas... da igual... tú vuelve que con lo que sea, te comeremos jijijiji

    ResponderEliminar
  27. Ya te veo muy puesto pero lo cierto es que tengo un problema, no se si gordo, yo también veo a la jovencita en el dibujo de la anterior entrada. Del resto pues que yesveriguelmanuel, así será si así te lo parece, mientras uno se sienta feliz qué más dará. Insisto, veo a la jovencita por más que se cómo encontrar a la vieja, nada la jovencita ahí sigue. Bss.

    ResponderEliminar
  28. Emejota, lo de la jovencita estoy viendo que falla bastante, no eres la única que ve predeterminadamente a la jovencita.
    Besos.

    Cheli, India: eso haremos tonterías, que para hablar de porquerías ya están todo el día los telediarios.
    Más besos.

    ResponderEliminar

Caminante que por aquí recalas: si me comentas en una entrada antigua es probable que no te conteste por no ver tu comentario. Pero no por ello te prives.