viernes, 17 de septiembre de 2010

La épica de la huelga explicada a personas de derechas.

Leningrado, 10 de febrero de 1943. Combates en las afueras de la ciudad.
El capitán Palacios de la División Azul cae prisionero de los soviéticos junto a una treintena de españoles. Su odisea por tierras rusas no acabaría hasta 1954, la suya y la de cientos de españoles más, pasando de gulag en gulag. Por fin en 1954 son repatriados a España a bordo del barco "Semiramis". En esos 11 años pasaron cosas...
Campo de Borovichi, Rusia, 1951.
Dos centenares de españoles sobreviven aún. Se estima que ya ha muerto el 30% debido a las penurias, frío, hambre, enfermedades y malos tratos.
   
Los españoles han comido lagartos y serpientes crudas, la piel de un reno que encontraron muerto y ya devorado; sólo quedaba la piel. Se comieron literalmente todo el follaje de un bosque entero (con los troncos de los abetos no pudieron), lo que produjo la muerte por intoxicación del catalán Mayol. Una hazaña muy celebrada fue cuando robaron y se comieron al perro del propio jefe del campo. Se comieron al perro "en menos tiempo del que se persigna un cura loco". 
Algunos españoles han traicionado. A cambio de prebendas, de "dejarles follar con rusas", o de comida, han abrazado el comunismo y se han convertido en chivatos. Son los menos. Sorprendentemente hay republicanos, y no pocos, entre los prisioneros. Stalin ha encerrado a muchos españoles que acudieron a buscar refugio a Rusia tras la guerra civil. Fuera de España y todos prisioneros, republicanos y nacionales olvidan sus diferencias y forman piña. A la hora de la repatriación, muchos de estos republicanos eligieron volver a la España de Franco antes que quedarse en el fresquito paraíso soviético. Parece que Franco fue bastante benigno con estas "ovejas descarriadas", y más teniendo en cuenta que los informes de los divisionarios prisioneros avalaron las relaciones de compañerismo y hermandad con los republicanos.
Así están las cosas en Borovichi en 1951 cuando estalla la revuelta de los españoles.
Y ya puestos en antecedentes, no voy a ser tan pedante para querer superar al capitán Palacios y a Torcuato Luca de Tena que trascribió este episodio. Copiopego:

El plante de Borovichi, llevado a cabo por la masa desesperada de doscientos españoles, puede dialogar de tú a tú con las gestas más sublimes de nuestros mejores tiempos. La rebelión no se produjo contra los malos tratos, los sufrimientos corporales, el hambre o el abuso de poder, sino a causa de un entrañable motivo moral. Los prisioneros que estaban resignados a morir –en aquella época había muerto ya el 30 por ciento de sus miembros- no se resignaron, en cambio, a la retención, por parte de las autoridades soviéticas, de la correspondencia que les llegaba, y no les era entregada. 

Los españoles veían cómo los alemanes austriacos, húngaros, recibían cartas de los suyos. Veían cómo los hombres más enteros se escondían para moquear como chiquillos, con un pedazo de papel entre las manos: un pedazo de papel que les devolvía su condición de hombres, porque les hacía llorar cuando ya, ni ellos mismos sabían se eran seres deshumanizados, mineralizados, reducidos a puro peso, volumen y forma animal. Y acudieron los españoles a Makaro, el lacharni del lager nº 3, de Borovichi, pidiendo acogerse a este derecho que tan injustamente se les negaba. Y éste les sugirió que elevaran , uno a uno, instancias de súplica a Bousenski, el ministro del Gobierno de quien dependían los prisioneros de guerra. Así lo hicieron todos, pero Makaro se quedó con las instancias y las destruyó sin cursarlas. Hasta que empezaron a intuir que las cartas llegaban, pero que no les eran entregadas. Una prueba inequívoca fue el envío, a través del enlace secreto de Victoriano Rodríguez, de la correspondencia a ellos dirigida que yo había robado de la oficina antes de su destrucción. Otra prueba fue la relación que por el mismo conducto le envié, de unos paquetes que habían llegado a La Mina, y cuyos destinatarios eran españoles de su campo (el capitán Palacios, que habla en primera persona, estaba con otro grupo de españoles en un campo vecino a Borovichi). Yo no puede robarlos por su volumen, pero les avisé para que estuviesen alerta y los reclamaran. Otra prueba, y ésta ya definitiva, fue el encuentro casual del envoltorio de un paquete que había recibido un antifascista alemán, donde sobre un nombre tachado, los rusos habían torpemente escrito un falso destinatario. Empezaron a estudiar lo que ocultaban las tachaduras, las rasparon y, al fin, reconocieron, reconstruyéndolo, un nombre español. ¡La correspondencia no sólo era, pues, retenida, sino que, cuando venía acompañada de paquetes o donativos, la entregaban a los soplones o chivatos del campo, como premio, como precio de su infame proceder!
Esta fue la gota que colmó el vaso. La consigna de que la injuria no sería tolerada corrió de boca en boca, encendiendo los ánimos y espoleándolos a la rebelión. Se juramentaron todos para el desafío, se organizaron para la lucha y el 5 de abril de 1951, como primer escalón de lo que vendría después, cincuenta hombres en pie de rebeldía se negaron a salir al trabajo y declararon la huelga de hambre colectiva. El primer paso de la carretera hacia el desafío había sido dado ya. 

Una violenta sacudida de ira colectiva, un viento implacable de rebeldía azotó a los españoles del vecino campamento de Borovichi. Fue un “¡basta ya!” tremendo y desesperado que puso en pie a los que se creían muertos. Makaro golpeó impaciente la mesa al ser informado. 
-¡Otra vez los españoles! ¿Qué les pasa hoy a los españoles? 
El confidente se explicó. El lacharni, sin inmutarse, ordenó que encerraran a los rebeldes en la cárcel del campo e informó rutinariamente a Novgorod, la capital del distrito, de cuanto ocurría. 
- Mañana serán menos- se limitó a comentar. 

Pero he aquí que al día siguiente Makaro dio un salto en su asiento cuando le dijeron: 
-Ya no son cuarenta, sino ciento. 
Y al tercer día: 
-Cien hombres más se han sumado a la huelga. Hoy son ya doscientos los que se niegan a trabajar y a comer. 
Como en la cárcel no había sitio para todos los rebeldes, la mayoría permaneció en las barracas. 

Muchos enfermos del hospital, enterados de lo que ocurría, abandonaron sus lechos, algunos con altísimas fiebres, y se unieron a los huelguistas. El aviador Pons, muerto poco después, fue uno de ellos. Los médicos acudieron en su busca llamándoles suicidas, pues sumarse a un plante de hambre seres distróficos, tuberculosos, anémicos, era tanto como sentenciarse a sí mismos. 

Al quinto día, penetrar en las barracas equivalía a cruzar las puertas de hospitales de moribundos. Ciento cincuenta hombres (cincuenta más estaban en la cárcel) yacía sobre los camastros o en el suelo, la respiración jadeante, los ojos abiertos y sin brillo, dispuestos a morir y algunos en estado precomatoso, recibiendo ya las primeras caricias de la muerte....Por las mañanas, los rusos retiraban la comida intacta dejada la víspera al alcance de los huelguistas, y la sustituían por otra nueva. Los conspirados les dejaban hacer sin mirarles siquiera. Ni un acto de violencia, ni un gesto de agresión se había registrado hasta entonces. (Todos recordaban las penosas hambrunas de 1947, donde se vieron obligados a comer carne cruda de lagarto y de serpiente, hierba de los prados, la piel de un reno sobre brasas y hasta las hojas de un bosque con las que se intoxicaron muriendo el catalán Mayol. También recordaban una ocasión en la que robaron, mataron y comieron en menos tiempo que se presigna un cura loco, al propio perro del jefe del campo de concentración). 

El prestigio de Makaro ante sus jefes estaba en juego. Diariamente recibía llamadas de Novgorod pidiendo ampliación de noticias. “O soluciona usted el paro –le habían dicho- o tendremos que acudir nosotros a solucionarlo”. En grupos de dos en dos comenzaron a sacar de la cárcel y las barracas a los más caracterizados. Entre los médicos y los sicarios de la MWD les abrieron la boca, haciendo palanca entre los dientes con hierros para introducirles comida y poder después decir a los restantes españoles que sus jefes fueron los primeros en desertar. Pero no sólo no consiguieron su propósito, sino que al llegar los primeros forzados a la barraca, bañados los dientes en sangre, los labios rotos y la cara desfigurada por la lucha mantenida, el efecto fue contrario al pretendido, pues los amotinados se dispusieron a evitar por la fuerza que los rusos se llevaran a ninguno más. Para ello montaron una guardia de centinelas a la puerta de la barraca. Uno de éstos fue el que dio la voz de alarma. 

-¡Los españoles de la cárcel piden auxilio! 
Salieron todos al aire libre y comprobaron que, en efecto, los reclusos, a garrados a los barrotes, a grandes voces gritaban: 
-Han secuestrado a varios compañeros para martirizarles. ¡Sacadnos de aquí!. 
Sin medir las consecuencias que tal acción pudiera ocasionar, acudieron los libres en socorro de los privados de libertad, echaron a bajo la puerta de la cárcel y sacaron de ella a los prisioneros. 

El comandante alemán Hans Diesel, que estaba encarcelado, me contaba meses después cómo le invitaron los españoles a salir, cosa que no hizo, a pesar de haber quedado destrozada su celda, pues los presos arrancaron la puerta para fabricarse armas de madera. 
Una vez juntos libertos y libertadores, encendidos de ira, se precipitaron contra las oficinas del campamento donde Makaro, inútilmente, intentaba hacer comer al recién secuestrado. El jefe de campo, viéndoles llegar, echó a correr, perseguido por los españoles y, acompañado de toda la guardia rusa interior del campamento, presa de pánico, cruzó la línea de alambradas, refugiándose, junto con su Estado Mayor, tras la zona rastrillai (punto de la cerca que no podía ser traspasado so pena de recibir fuego de ametralladora o fusilería). El campamento de Borovichi había quedado en poder de los españoles. Emplazaron los rusos ametralladoras y altavoces en las garitas del exterior y, mientras Makaro telefoneaba a Novgorod pidiendo refuerzos, sus oficiales, a grandes voces, amonestaban a los españoles a rendirse. 

Es preciso decir que el campamento estaba situado en plena ciudad: era como un inmenso solar, rodado de alambradas, entre las calles de un barrio popular del pueblo de Borovichi. Al ver lo que ocurría, multitud de curiosos se apiñaron tras las alambradas y, al poco tiempo, una verdadera muchedumbre, asombrada, presenciaba cómo aquellos hombres, en un delirio de locura, se colocaban frente a las ametralladoras, retiraban la ropa del pecho y retaban a los soldados señalando, con gestos y aspavientos, el sitio de su cuerpo donde debían disparar. Durante todo el día el campo estuvo en manos de los españoles. Los alemanes, encerrados en sus barracones, se abstuvieron de intervenir, comprendiendo bien que , dado el estado de ánimo de los rebeldes, cualquier chispa podía provocar derramamientos de sangre. Se limitaban a asomarse a las barracas, entre admirados y asombrados. 
- Brave Spanien! 

Muy avanzada ya la noche llegó un automóvil desde Novgorod con el Estado Mayor de la Policía y, en cabeza, el lacharni uprablemia (el capitán palacios escribe los nombres tal y como le suenan ya que no escribe ruso), jefe supremo de los nueve lager de concentración de toda la zona. Sin atreverse a penetrar en el interior del campo, desde la puerta del cuerpo de guardia pidieron a gritos que nombraran una comisión que, representando a la totalidad de los huelguistas, pudiera exponer cuáles eran las causas de la rebelión. Contestaron los españoles que solo querían mantener correspondencia con sus familias y ser repatriados. Replicaron los rusos que mientras España tuviera un régimen fascista, la repatriación era imposible. 

Recurrieron primero los rusos a las amenazas, recordándoles la gravedad de cuanto habían cometido. Apelaron después a la persuasión, otorgándoles el perdón si renunciaban a su actitud. Los parlamentarios dijeron que no había halagos ni amenazas capaces de doblegarles. O recibían promesa formal de que las cartas de sus familiares les serían entregadas, o morirían allí mismo, irremisiblemente, de hambre. 
-Si queréis la lucha la tendréis- dijeron los rusos. Y se retiraron. 

Volvieron los parlamentarios a sus barracas y describieron lo ocurrido. Presas del frenesí y de la ira, la masa de huelguistas propuso entonces prender fuego a la barraca, encerrarse en ella y morir todos juntos, como hicieron sus antepasados en Sagunto y Numancia. Sin embargo, los más sensatos se hicieron oír, decidieron que volvieran a la cárcel los encarcelados y a sus chabolas los libres y que continuaran con la huelga hasta que los rusos les concedieran el derecho a recibir cartas de los suyos. 

Serían las dos de la madrugada del 13 de abril cuando media docena de policías, protegiéndose en la oscuridad, avanzaron sigilosamente para no ser vistos po los centinelas españoles y secuestraron de la cárcel al teniente Altura, que, amordazado e impotente para defenderse (la huelga duraba ya 8 días) fue extraído sin que se enteraran sus compañeros, empujado a un pasillo a oscuras e introducido en un apartamento donde quedó de pronto, cegado por unos potentísimos focos eléctricos. Le esposaron, amordazaron y sacaron fuera del campo. Máximo Moral, Gumersindo Pestaña, Félix Alonso, Ángel Salamanca y González Santos fueron víctimas de las misma maniobra, sin que sus compañeros de al barraca se apercibieran de lo ocurrido. 

A la mañana siguiente, al despertar y comprobar que estos compañeros habían sido secuestrados durante la noche, fue tal la indignación producida que rompieron ventanas, taburetes, para fabricarse armas de mano con las que poder defenderse en caso de que los rusos quisieran sorprenderles. A las once de la mañana del noveno día de huelga, un grupo numeroso de rusos, con sus oficiales en cabeza, se acercaron a la barraca. 
-¡Que vienen los rusos! 
Y entonces aquellos hombres –muchos de ellos en estado de semiinconsciencia- salieron a su encuentro dispuestos a cobrar caro su encierro. Los rusos retrocedieron, volviendo a las posiciones del quinto día: tras las alambradas. 

Hora y media después, reforzados por mayor cantidad de tropas y policías sin armas, consiguieron asaltar el recinto, reducir a la mayoría y llevarse cinco prisioneros más. A las tres de la tarde, tras nuevo asalto, los rebeldes fueron reducidos. Durante horas y horas los curiosos peatones de la población civil, agrupados frente a las alambradas, vieron cómo docenas de hombres derrumbados por la abstinencia eran extraídos en camillas de la barraca y trasladados al hospital, sin fuerzas ya para andar. 

Unos treinta españoles fueron juzgados en esta ocasión ante los tribunales militares soviéticos y condenados a 25 años. Cuando años más tarde, a miles de kilómetros de distancia de aquel punto, llegaba un español al lager de castigo, los allí reunidos, prisioneros de otras nacionalidades o jefes soviéticos de campo, les preguntaban con admiración “¿Sois vosotros los de la huelga de Borovichi? 

Fuente: "Embajadores en el infierno".


Llegada de los españoles a bordo del Semiramis el 2 de abril de 1954:


125 comentarios:

  1. ¿Por qué hubo ese trato desigual cono los españoles y llegaron siete años más tarde que los demás?

    ResponderEliminar
  2. Porque en España sobrevivía el último régimen "fascista", mientras que Italia, Alemania, Hungría... estaban bajo la órbita socialdemócrata o comunista.

    ResponderEliminar
  3. Bien, bien, entonces era para castigar al régimen y no a ellos.
    El relato es tremendo.
    Veo que los españoles somos bravos en "determinadas" circunstancias.
    Lo de comer animales crudos no era tan raro. En la guerra de Cuba muchos españoles se mantuvieron comiendo ratas.

    ResponderEliminar
  4. A mí lo de comerse un bosque entero no me deja de asombrar. Se ve que lo dejaron como un hayedo en invierno.

    Y lo que siempre me sorprende, hablando de españoles y bravura, son los motivos peregrinos para el levantamiento. Me resulta peregrino que entre millones de razones para alzarse, se alcen porque no les llegan las cartas. Si ya sé que es un motivo más... ¿pero no tenían otros miles?
    Eso cuando no es porque les recortas el largo de las capas o para defender al rey más corrupto de la historia de España, Fernandito VII.
    No sé, parece que seamos marcianos, de verdad; lo racionalmente inadmisible nos lo tragamos sin rechistar, mira ahora como estamos, y un día cualquiera por cualquier tontería... Catacroc.

    Otra cosa que te quería comentar, Blue, y aprovecho por aquí: si te gusta Zizek, aquí tienes una compilación de textos:

    http://www.roncandoenelnostromo.com/2009/11/zizek-en-castellano.html

    Y si te va la épica de españoles al límite, esto es lo más angustioso que he leído. No es de hambre esta vez, es de sed:
    (Yo lo encontré en biblioteca, debe estar descatalogadísimo)

    http://www.circumpolares.com/r--fernandez-de-la-reguera-y-s--march/el-desastre-de-annual_l30760.html

    ResponderEliminar
  5. En una situación extrema como esa, que no te hagan llegar la correspondencia no me parece un asunto menor; de hecho, si lo hicieron es porque sabían de su "gravedad". Lo de las capas ya es otra cosa...
    Gracias por el enlace de Zizek. Lo veré poco a poco. Hay demasiado material pero me parece interesante.También es cierto que de los filósofos actuales no tengo ni idea. A este lo vi en el blog de Kez y me pareció bastante lúcido, que no es poco :)

    ResponderEliminar
  6. Sí, de acuerdo: en el contexto no recibir correspondencia debió ser la gota que colmó.

    Lo que he leído de Zizek me gusta. Me parece que va un paso más allá de Chomsky, Ramonet etc.

    ResponderEliminar
  7. Aparte, es ocurrente.
    ¿Viste el vídeo en el que habla de los váteres?

    ResponderEliminar
  8. No, ese no, pero esta tarde que tengo medio libre lo miro.

    ResponderEliminar
  9. El próximo levantamiento español tendrá que ver con que quiten a Belén Esteban de la programación. Al tiempo.

    ResponderEliminar
  10. Tras la lectura del relato he tenído que hacer un esfuerzo para ver que no se trata de ficción, que es un hecho real.
    Es muy emotivo, todos los españoles unidos en una lucha desesperada con el fin de que les fuese entregada su correspondencia (supongo que fué la gota que colmó el vaso).
    No hay duda de que hay mucha raza y casta.
    Me apena que fuesen finálmente reducidos.
    Por lo que leo se ensañaron, especialmente, con los españoles.
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Pareció que SOLSCHENITZIN con "Archipiélago Gulag" (1973) fuese el primero en contar la podedumbre de los gulags.
    Y en 1956 los españoles ya había hecho hasta una película basada en el libro de "Embajadores en el infierno" del cap. Palacios.

    ResponderEliminar
  12. Sí, Amor, yo también creo que si nos quitan a belén Esteban o no nos dejan bloguear... La que se puede liar.

    ResponderEliminar
  13. A mí me ha dado pereza leerme el corta y pega, ya lo siento, así que no voy a opinar. Además, como Berlanga (que debió ir para sacar a su padre la cárcel) no hizo la peli sobre la División Azul contando su "grata" experiencia, pues bueno, tampoco es que esté muy al tanto de lo que fue aquello.
    Pero bueno, aprovecho para saludar de nuevo.

    ResponderEliminar
  14. Internet o muerte.

    (No pasa nada si quitan a la Esteban. Somos menos parvos de lo que parecemos. Solo estamos un poquito dormidos :)

    ResponderEliminar
  15. No sabia nada de esta historia, y me ha pasado como a Wendy, me dió pena que el final... Pero por otro lado, supongo que hechos como esos son los que inspiran a no seguir soportando alguna situación.
    Coincido contigo Descla, habia mas motivos... pero supongo que no se puede emitir un juicio de valor sobre "motivos validos" o no, para hacer una rebelión. Si, debió ser la gota...
    Una lectura realmente interesante, sigo aprendiendo... gracias!
    Mar.

    ResponderEliminar
  16. Jajaja, buena esa Blue: Internet o Muerte! Di que si!

    ResponderEliminar
  17. ¡Si nos quitan internet arderá Troya!
    ¡No sin mi wi-fi!

    David: la División Azul es un fenómeno muy complejo. Jamás fue acusada de crímenes contra la humanidad y protagonizó gestas increíbles. Se pegaron de puñetazos con nazis por defender a judíos, los rusos preferían entregarse a los españoles porque los trataban bien; decían ir a "liberarlos"del comunismo, Hitler no sabía ni qué coño hacer con esos españoles incapaces de abrocharse correctamente toda la botonera de la guerrera (no les salía de los cojones). Al final los mismos nazis los reconocieron como increíblemente valientes. Lo que más desquiciaba a los mandos nazis era lo siguiente (ejemplo): "A tal hora tomaremos tal posición rusa. El cap. Tal atacará por el Norte, el comandante Tal por el Sur, los españoles por el centro..." Y llegaba un paje: "Ejem... que los españoles ya han atacado y han tomado la posición en solitario".
    Respecto a Berlanga, mejor lo cuenta él:

    - La División Azul. “Fui porque me lo pidió la familia, porque mi padre estaba con petición de pena de muerte. Pero en realidad lo que me motivó a ir fue una chica. Yo estaba enamorado de ella, creí que estando en la División Azul se quedaría prendada de mi valor; no me mandó ni una carta y se hizo novia de mi amigo más íntimo. Me lo pidieron: ‘A lo mejor sirve para que conmuten la pena a tu padre’. Nunca disparé un tiro, jamás maté a nadie. Me pusieron a vigilar en una torre vigía pero no veía nada y me inventaba las cosas. Hacía un frío intenso y a lo que temía era a Drácula… No, no entendí la guerra. Si no he entendido la vida, ¿cómo voy a entender una guerra? La guerra es una complicación de la vida. No sirvió para nada ir a la División Azul. Para conseguir la conmutación de la muerte que recaía sobre mi padre hubo que pasar por el estraperlo de la muerte. Había dos personas, un médico de los ojos y una hermana suya, que cobraban ese estraperlo. Mi padre tenía una fábrica de electricidad y una finca. Lo vendimos todo y le salvamos la vida, pagando”.

    ResponderEliminar
  18. ¿Ves? La novia le mandó cartas, pero como no se las hicieron llegar...se lió con su mejor amigo (por joder, claro ;)

    Y hablando de Twain, decía que escribir una carta era más difícil que escribir una novela. Un sabio.

    ResponderEliminar
  19. Por favor que quiten a la Esteban, es aburrida hasta decir basta.
    Terrible el testimonio de Berlanga, habrán muchos casos parecidos.
    Lo de la División azul fué una gesta dramática sin más resultado que una enorme pérdida de vídas.

    ResponderEliminar
  20. Blueee, disculpona, que Berlanga no estaba en el Gulag. Que la novia le hizo la comediesita.

    ResponderEliminar
  21. Ostras Wendy, me has aliviado un gran peso que tenia encima: creia que no entendía lo de la esteban porque era extranjera, y mira! ahora se que no me pasa por venir de fuera...

    En este blog me siento como la abejita del video de no rain de los blind melon! (jajaja), ya, en serio, que bueno ese spam de india que me trajo hasta aqui..

    Un saludo!
    Mar.

    ResponderEliminar
  22. Pues yo no sé lo de la abejita del vídeo, serán modas extranjerizantes.

    Jo, Mar, lo de Belén Esteban es una requetemierda. No me siento especialmente orgullosos de que ese engendro tenga tanta seguida en mi país.

    ResponderEliminar
  23. Descla, no seas tontín, los mellon eran una banda de las comunes y corrientes, mira el video pa que me entiendas. Eso si, luego de ver el de los váteres que dice Blue, es realmente gracioso.

    http://www.youtube.com/watch?v=r--at8M9tjI

    Wendy, soy italiana, pero vivi la mitad de mi vida en Venezuela, y la otra mitad viajando por el resto (he vivido también en Londres, Amsterdam) y ahora, creo que me quedo por España, aqui estoy ahora... Por eso decía que lo de la srta. belén quedaba mu lejos de mi humilde comprensión...

    ResponderEliminar
  24. Ah, por eso escribes tan bien en español.

    Voy a ver el/los vídeos.

    ResponderEliminar
  25. JAJAJAJA, Descla ¿eso es una burla encubierta a mis problemas con ciertos acentos? lo siento... me pasa... ¿que le vamos a hacer?

    ResponderEliminar
  26. ¡Pobriña! se parece a la niña de Miss Sunshine...

    ResponderEliminar
  27. No te preocupes, por poco que veas TV te quedará claro enseguida que está hasta en la sopa.

    ResponderEliminar
  28. No, Mar, no seas susceptible. Al decir que eras extranjera lo primero que he pensado es que escribes un español bastante correcto, ni he mirado las tildes...

    ResponderEliminar
  29. Vaya niña abeja más fea y vaya panda de mariconsones!

    ResponderEliminar
  30. Mar, no te preocupes por las tildes, yo suelo espolvorear unas cuantas y alguna caé bien.
    Escribes muy bien para no ser de aquí.
    Soy de lo más almibarado que entra por aquí, suelen ser muy cañeros :PPPPP.
    Blue no me riñas, ¡please!

    ResponderEliminar
  31. Blue: si, pobresilla... pero como al final consigue a la peña que es como ella, todos tan raritos, pues por eso me siento así en este blog, jajajaaja...

    Wendy, ya tengo 4 años aquí, y como no lo comprendía igual, pues por eso dejé de ver TV, jijiji...

    Descla: ahhh! bueno, pero que sepas que igual me pasa (nadie es perfecto ;-) y que si digo alguna burrada alguna vez, me podeis corregir con confianza...

    Besicos,
    Mar.

    ResponderEliminar
  32. Eso mola: espolvoreas las tildes y la que cae arriba tilde y la que no, coma.

    ResponderEliminar
  33. jajajjajajaj, escribir deprisa teniendo que mirar el teclado tiene consecuencias por eso espolvoreo.

    ResponderEliminar
  34. Lo de la novia queda muy de chuli, pero está claro que fue por el padre.
    Y de ls Divisón Azul no tengo los mismos conocimientos que tú, pero mira, más allá de "Hazañas Bélicas" de aquí y de allá de los españolitos, que aquí sí que te pareces a Reverte, me vuelvo a quedar con Twain y lo que opina sobre la Guerra. A la División Azul no la conoció, me parece (yo tampoco).
    Y vale, no dudo que habría cosas llamativas y todo eso, pero bueno... como en todas las guerras. También habría´barbaridades y salvajadas.. o "temor a Drácula" por parte de algunos.
    Un saludito.

    ResponderEliminar
  35. Pues claro que la guerra es una barbaridad siempre. Lo malo es cuando es una barbaridad necesaria para que no te jodan.
    Lo de "un mundo sin guerras" sólo puede funcionar si alguien no quiere joder al de al lado, cosa imposible visto lo visto.
    Como anécdota: los de la División Azul decían que iban a Rusia "a devolver la visita" (que los rusos habían hecho a España durante la guerra civil).

    ResponderEliminar
  36. La releche...te lees el relato y lo flipas,se te pone un nudo que ni la bolsa de papel...al final empiezas a entrar en calor con los comentarios,me quedé pensando en quién se lió con el mejor amigo,si la novia de Berlanga o berlanga...y me vino lo de su fetichismo y ojú...se me pasaron varios comentarios con esos pensamientos en mi cabeza...abejas,almíbar,caña...váteres...alucino porque después de tantos años de intensa amistad,es a través del blog más anárquico que conozco,que me entero de que mi mar no es venezolana sino Italiana y casi que internacional (me despisto,porque decir internacional y me viene la musiquilla,qué le vamos a hacer,genética...o costumbre,nusé)me saca del limbo la receta de tildes y me descojono con que sean tildes o comas según caigan (pa'l club de la comedia este tío,please!)...y que yo me haya pasao la tarde aplataná perdía en el sofá con un jaquecón de muette...
    Amor,corazón,tú que tienes mano en el INM,está presión atmosférica va a durar mucho así de pesá sobre mi cabeza?;P
    Descla,tú qué música oyes que a calamaro no le entendés,a los U2 no los reconociste y a los BlindMellon tampoco? se me queda esta curiosidad...eres de Salieri o del Fari?jijijijijijijijiji
    Achuchones a tutiplén...ah...Nina no se lee el copiaypega como India que digo que me llamo...bueno,como david...pero ella...cuando vea 37 comentarios jijijijijiji nos jode a pedos jaaaaaaaaaaaaajajajaj

    ResponderEliminar
  37. David: ¿cuál es la frase de Twain sobre la guerra? No me sale:

    http://www.proverbia.net/citasautor.asp?autor=1003&page=1

    India: pintada vista hace años en una urbanización de megalujo:
    EL FARY MANDA, EL MUNDO OBEDECE.

    ResponderEliminar
  38. A Mar hay que hacerle una fiesta. Después de pasar por todos esos sitios "guais", venir a esta piel de toro y decidir quedarse tiene mérito.
    India, laleshequemamaste!!! ¿de verdad que quieres ser traductora jijijiji?

    ResponderEliminar
  39. Para qué voy a montar un chat si ya tengo uno montado lleno de rubias de bote...

    http://www.quemania.com/canal-desclasado

    ResponderEliminar
  40. Yo es que soy mu sentimentá, y me resbalaron unas lagrimitas, y es que somos así los españoles, somos capaces de aguantar sapos y carretas porque asumimos que en esas circunstancias es normal que nos traten a peo de burra y nos reputeen en un campo de concentración, pero amigo ¿La correspondencia, que nos la niegan? Si hay que morir se muere y lo que haga falta, semos la leche de burros! Pero a mucha honra, si señor!
    A la Esteban, pues mira, un Gulag de esos en Siberia seria un buen sitio para meterla incomunicada, pero es que ya no quedan...
    Como se les ocurra quitarnos la Interné, entonces si que se arma la de dios es cristo, somos capaces de aguantar hasta ZP, que tiene cojones la cosa, pero...Interné que no me la toquen, que como decía la susodicha ¡Mato por ella!...jajaja
    Bueno, me voy a caminar mi horita diaria.
    Salud

    ResponderEliminar
  41. Como sea aquello de "Sólo a los muertos les está permitido decir la verdad" lo llevamos crudo...o el Be good & will be alone jijijijiji
    Blue,por?dime,dime!ya...lo dices por los despistes,sí?jijijijijiji bueno,pero así a grandes rasgos,casi que más o menos...nusé...quizás esté en categoría de traductoraresumidora jaaaaaaaaaajajajaja

    ResponderEliminar
  42. Ja, ja, ja, India lo digo porque hace falta otro traductor para traducirte a ti!!!

    Descla, amigo, ¿es ese chat el sitio donde "trabajas" cuando no estás aquí?

    :)))

    ResponderEliminar
  43. Juer...casi mejor el spam bichejo del mail que ese chat...aunque he visto canales antiafrodisíacos,figurines,...jijijijijijiji

    ResponderEliminar
  44. Pero si no estáis en el chat, que no os veo.

    ResponderEliminar
  45. Bluesita de mi arma bendita!!jijiji que te hemo pillao...que si yo he hesho un resumen y no me entiendes...en mi castellano cuasi quijotesco jijijijiji a ver si eg que eres tipo yo jajaja de lecturas diagonales jaaaaaaaaaaajajajajja

    ResponderEliminar
  46. Ah, estoy yo sólo, ahí nunca va nadie.

    ResponderEliminar
  47. Sí,Descla...soy el de la tableta de abdominales y pectorales con tics jijijijijijiji

    ResponderEliminar
  48. Que no, que en el chat sólo estoy yo. Vosotras estáis en el recibidor.

    ResponderEliminar
  49. Ndió! a comentario por minuto...pero esto es blogger o twitter?jaaaaaaaaajajajajaj
    Blue!!!entonces qué hago?jijijiji les mando el curriculum vitae a los de RTVE o no?...total...Descla no entiende a Calamaro...lo mismo alguien me entiende a mí...

    ResponderEliminar
  50. aaaaaaahhhhhhhh claro...por eso tengo los pezones que se pueden colgar abrigos de pana mojaos...en la foto del chat,eh?que os veo venir...por las corrientes del recibidor...

    ResponderEliminar
  51. Yo si que entiendo al boludo gil de Calamaro. Lo decía para que la boluda de Amor me hiciera caso.

    ResponderEliminar
  52. Que no, por dios, que te entiendo!!! solo que tengo que apartarte la melena para verte la cara...jijiji

    Desclasado...¿tu solo? ¿selfservice?

    ResponderEliminar
  53. "los pezones que se pueden colgar abrigos de pana mojaos".

    JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA

    ResponderEliminar
  54. Como sólo estoy yo en el chat voy a inventar el cibernarcisismo masturbatorio.
    Mis 15 minutos de gloria y tal.

    ResponderEliminar
  55. Este, Amor:

    http://www.quemania.com/canal-desclasado

    ResponderEliminar
  56. No importa Blue,ese ojo tapao lo tengo vago jaaaajajaj como la DemiMoore ooooohhhhhhhhhh jaaaajajaja es bromita,eh?vaga soy yo entera,mis ojos no...
    A que has visualizao los pezones con la percha y el abrigo goteando?jaaaaaaaaajajaja

    ResponderEliminar
  57. Amor...cariño...así como estamos en plan merienda de colegas...con la tostá de nocilla en la mano te debo confesar una cosa...

    ResponderEliminar
  58. Mirad que solo estoy tocándome en mi chat mirándome a mí mismo:

    http://img801.imageshack.us/f/pantallazocq.png/

    ResponderEliminar
  59. Descla joé!que te digo que estoy comiendo,leches!jaaaaaaaaaaajajaj

    ResponderEliminar
  60. Así me gusta, excitándote con el diccionario de la RAE...

    :)))

    ResponderEliminar
  61. Eso,Amor...que a veces me das sustos...jijijijijijiji
    apareces así con frases...y es aquello de "Joder!que estabas detrás de la cortina,y no te ví asomar los piesecillos!"jaaaaaaajajaja

    ResponderEliminar
  62. Me digo "hola" y pienso "qué ilusión, me saludan, ¿querrá plan?" y la situación me pone y me toco.

    ResponderEliminar
  63. Amor,cariñito...no me acojones...jijijiji que me entra el cangui...estás?

    ResponderEliminar
  64. Amor es como el Dracula de Berlanga; no se sabe por dónde aparecerá.

    ResponderEliminar
  65. Ahhhhhh...bueno,es que será que tengo el corazón mu shico...jijijiji
    Amor,perdona,eg que soy nueva...
    Achuchones!

    ResponderEliminar
  66. Ya he cerrado el chat, aquí tienen mi no consumación de mis 15 minutos de gloria:

    http://img840.imageshack.us/f/pantallazo1g.png/

    El próximo que monte se llamará: Chat: "¿Qué llevas puesto?"

    ResponderEliminar
  67. Hola, India, perdona, es que me he tenido que ir corriendo a un sitio. No te asustes, mujer.

    ResponderEliminar
  68. JAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJ
    No se que de todo me da mas risa, si (como dice Blue), haber terminado en españa, o como habla India (dice ella, quijotesco, y ya salen las dos primeras lagrimas de tanto reirme), y aclaro, si, soy italiana, y tambien vene india, puedo tener las dos nacionalidades, pero la de vene es la que mas quiero, aunque no sirve pa los papeles, (ese invento de los papales pa poder currar, visas y la ue) luego, el chat masturbatorio, y los panes con nocilla, y los pronosticos del tiempo, y que descla es fan del fari,
    JAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJJAJAJAAJAJAJAAJ
    no puedo con vosotros... sois la monda...

    ResponderEliminar
  69. Sí, claro, y Amor que dice que ha tenido que salir "corriendo". Ya... Ya nos explicará India en verbo quijotesco las acepciones de "salir corriendo", que no son los mismo que "venirse". (Una cosa es ir y otra volver).

    Genín también es medio venezolano, Mar.

    ResponderEliminar
  70. Por cierto, este Berlanga del homenaje, ¿es el mismo berlanga de la novia del amigo, del amigo del primo?

    http://mercadeopop.blogspot.com/2010/09/los-planetas-bebe-y-fangoria-homenajean.html

    ResponderEliminar
  71. Si Descla, ya sabia, y gracias a él me entere que los 14 años que coticé allá, no me valen (una mier...) pa la pensión de aquí.... bbbbuuuaaaaaaaaa... snif... snif...

    ResponderEliminar
  72. Ah, sí, que explique, que explique.

    ResponderEliminar
  73. Sí, a ver cómo te lo explico sencillo. El Berlanga cineasta a mí me parece muy bueno, sobre todo el inicial, no el último. La familia Berlanga pueden ser considerados una especie de caciques de izquierdas. Terratenientes agrarios de los que colocaron políticos en la república.
    Siempre bien relacionados, es padre de Carlos Berlanga. Siguen teniendo peso y propiedades en la Cuenca rural.
    NO HE ENJUICIADO MORALMENTE.

    ResponderEliminar
  74. Jo, pues vaya putada lo de la pensión. Genín ya contó aquí lo de la suya.

    Indiaaaa: explica quijotescamente la diferencia entre correrse y venirse.

    ResponderEliminar
  75. Ohhh, qué mala suerte. Hoy me he tenido que ir directamente del trabajo a una reunión en Jerez, y vuelvo ahora mismo. Me he perdido el pseudochat del blog, y acabo de entrar en el chat auténtico y no hay nadie.

    Lo que tenemos que hacer es quedar todos a un día y a una hora. Eso va a ser un guirigay de mucho cuidado.

    Y otra cosa, esto ya da hasta miedo. Falto unas horas y me encuentro con ¡¡¡¡80 comentarios!!!!

    ResponderEliminar
  76. A lo mejor luego se viene otra vez.

    ResponderEliminar
  77. Creo que a India, en términos mexicanos, "la dejaron bien corrida".

    ResponderEliminar
  78. Eso lo tendria que decir ella cuando se venga, claro.

    ResponderEliminar
  79. Si es que se vuelve a venir, que no sé yo si estará cansada...

    ResponderEliminar
  80. Si, cuando se corre mucho, suele pasar eso,

    ResponderEliminar
  81. Claro, el correrse trae acaloramiento que acaba agotando,
    Venirse que es más introspectivo, pues como que no cansa tanto.
    Es que es diferente correr: expandirse, que venir: retrotraerse.
    Y como la India es tan bruta que todo lo hace corriendo, pues se cansa, claro.

    ResponderEliminar
  82. Uy qué tarde llego. Es que he tenido que salir.
    No sé a qué frase de la guerra de Twain puedes referirte. En El forastero misterioso pone a esta (bueno al ser humano en realidad) bastante a caldo... Un libro más que recomendable. En él dice que lo único bueno que tenemos es el sentido del humor y la risa, que sirve para combatirlo todo...pero que no se emplea nada.
    Estoy de acuerdo con Twain. Parte del libro, que aparece en la wikipedia

    “Jamás hubo una guerra justa, jamás hubo una guerra honrosa, por la parte de su instigador. Yo miro en lontananza un millón de años más allá, y esta norma no se alterará ni siquiera en media docena de casos. El puñadito de vociferadores (como siempre) pedirá a gritos la guerra. Al principio (con cautela y precaución) el púlpito pondrá dificultades; la gran masa, enorme y torpona, de la nación se restregará los ojos adormilados y se esforzará por descubrir el por qué tiene que haber guerra y dirá con ansiedad e indignación: -Es una cosa injusta y deshonrosa, y no hay necesidad de que la haya-. Pero el puñado vociferará con mayor fuerza todavía. En el bando contrario, unos pocos hombres bienintencionados argüirán y razonarán contra la guerra valiéndose del discurso y de la pluma, y al principio habrá quien les escuche y les aplauda; pero eso no durará mucho; los otros ahogarán su voz con sus vociferaciones y el auditorio enemigo de la guerra se irá raleando y perdiendo popularidad. Antes que pase mucho tiempo verás este hecho curioso: los oradores serán echados de las tribunas a pedradas, y la libertad de palabra se verá ahogada por unas hordas de hombres furiosos que allá en sus corazones seguirán siendo de la misma opinión que los oradores apedreados (igual que al principio), pero que no se atreven a decirlo. Y, de pronto, la nación entera (los púlpitos y todo) recoge el grito de guerra y vocifera hasta enronquecer, y lanza a las turbas contra cualquier hombre honrado que se atreva a abrir su boca; y finalmente, esa clase de bocas acaba por cerrarse. Acto continuo, los estadistas inventarán mentiras de baja estofa, arrojando la culpa sobre la nación que es agredida, y todo el mundo acogerá con alegría esas falsedades para tranquilizar la conciencia, las estudiará con mucho empeño y se negará a examinar cualquier refutación que se haga de las mismas; de esa manera se irán convenciendo poco a poco de que la guerra es justa y darán gracias a Dios por poder dormir más descansados después de este proceso de grotesco engaño de sí mismos”. (Mark Twain: El forastero misterioso, Cap. IX).
    Un saludito.

    ResponderEliminar
  83. ES bueno, David, no lo conocía. Gracias. No he leído el libro.
    La pregunta es la de siempre: si eres la nación agredida ¿sigues con planteamientos pacifistas o te defiendes?

    ResponderEliminar
  84. Kotinussa: he pasado un chat ¡y no entró nadie! ¡Nadie se vino corriéndose a entrar!
    Ya no monto más.

    ResponderEliminar
  85. Ahhhh! me lo has explicado muy bien, alla en el tropico los caciques aun existen, asi que entendido y aprendido, muuuushas gracias... y si, ya veo que nos hecho ningún juicio moral, jajajaaja...
    Lo del chat, tienes que avisar con tiempo, pero mas me gusta la idea de Kotinussa, me apunto!.
    Oye, y lo de India, será que de verdad se fue sin correr(se?), jajajajaja...

    ResponderEliminar
  86. India se vino y se fue corriendo. Es un crack.

    ResponderEliminar
  87. Bueno, damas y caballeros, les dejo yo también. Voy a ver si me voy, me vengo, corro o me vengo corrido. Algo saldrá.
    Pórtense bien y no riñan.

    Chaoooo.

    ResponderEliminar
  88. Yo sí que llego tarde, las vacaciones ya sabéis. De todas formas, me quedo con este documento, esclarecedor. Gracias Desclasado. Quizá para que reaccionemos en la situación actual "alguien" tenga que retenernos la correspondencia.
    Besos y achuchones

    ResponderEliminar
  89. Chicos...me ha pasado lo peor que te puede suceder cuando conjugas...correr sin enterarte de que corres,sea pa ir o pa venir...jaaaaaaaaaaaaaajajajaja jopelines...que como os antojásteis todos de mi nocilla,os fuisteis a la vez y me quedé en mis ensimismamientos...y luego,pues yo qué jé...
    Quijotescamente es complicado de definir,porque claro,el pobre Quijote correr corría,pero no apuntaba bien...él,como yo,no sabía si iba o venía tampoco,y la pejiguera de la Dulci era de las de "no pero sí o sí pero no?" jijijijiji yo la imagino rubia,pero sin acritud,eh?jijjijijijiji
    Me estaba yo preguntando qué de ponno o de frívolo tenía la entrada de la correspondencia...jijijijiji y fíti tú...que en el coment76,creo,empieza el desparrame..aunque...si contamos el chat...o los pezones gordotes...ninguno es de número erótico..ná,la hipótesis se va al carajo con el método científico jijijijijiji ¿de qué hablaba?jijijijiji ah,sí...de que no me he enterao de ná jaaaaaaaaaaaaaajajajaja
    Achuchones de todos modos...oye,Genín dijo una hora de caminata...alguien sabe si ha vuelto?mira que este hombre es capaz de cruzarse el Atlántico a pata para protestar por la mierda de cotización que le han dado...aunque no,yo le veo feliz,con un par,no le amarga el dulce ni dios...Genín,si me escuchas,que tenemos tus fotos y las de las placas solares,que están más altas y se ven mejor,tú tranquilo que te encontramos...aachuchones!!!!!!!!!!!!(la nocilla estaba adulterá,fijo)

    ResponderEliminar
  90. Supongo que no queda otra que defenderse. El problema empieza con la nación agresora y cómo nadie de allí pone límites.. o si los trata de poner, no le escuchan por el vocerío de otros.
    Lo de siempre, vamos.

    ResponderEliminar
  91. Que "no haya guerras" es imposible. Más bien al contrario, la historia de la humanidad es una historia de guerra.
    El equilibrio necesario para que nadie busque guerra es imposible. ¿Cómo vamos a evitar que haya personas codiciosas, envidiosas, malas? ¿No vamos a responder cuando estas personas vengan a jodernos?
    "Que no haya guerras", no es más que una bonita frase. Eso quisiera yo, que no viniesen a tocarme los cojones con descaro.

    ResponderEliminar
  92. Te vienes, te corres, ... me aclaras?

    ResponderEliminar
  93. Orgasmo.

    En España, vulgarismo: correrse. Me corro = orgasmo. ¿Te has corrido? = ¿Has tenido un orgasmo?

    En zonas de Sudamérica que no se concretar, vulgarismo: venirse. Me vine= he tenido un orgasmo.

    ResponderEliminar
  94. Aprovecho para una pregunta y no me miréis raro,ehn?...correrse siempre es sinónimo de orgasmo...?yo eg que no me entero muy bien...

    ResponderEliminar
  95. Ja, ja...Para ellos sí, pero para nosotras no.

    ResponderEliminar
  96. ahhhh vale...entonces no soy así como rarita,no?jijiji está claro que a mi blog no se vienen los pornobuscadores jaaaaaaajajajaja

    ResponderEliminar
  97. ¿Cómo que para vosotras no? ¿Entonces cómo le decís a tener un orgasmo?

    ResponderEliminar
  98. mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm jaaaaaaaaaaaaaaajajajajaja o "Y esto qué es lo que ha sido?" jaaaaaaaaaaaaajajajajajaj

    ResponderEliminar
  99. Me estáis liando... ¿Ha sido medio orgasmo?

    ResponderEliminar
  100. Noooooo, quería decir que nosotras a veces usamos ese término sin que necesariamente nos refiramos al orgasmo, aunque si atendemos a la definición de la RAE, sí, está bien.

    ResponderEliminar
  101. jijijijiji no me pillaste,Descla...se supone que me reía de lo menos habitual en nosotras...es normal que no nos de tiempo porque ustedes vusotros llegáis un pelín antes...y eso sí,ya no hay manera...jijijijijijiji aquello de espera cinco minutos y verás...sí hommme,tío,en cinco minutos me he dormido,pishita...jaaaaajajajjaja

    ResponderEliminar
  102. Si es que sois de un lentorro...

    Vale, Blue, estaba flipando. Supongo que alguna vez me habrán fingido un orgasmo, pero con tus palabras me has asustado.
    Yo también digo "correrme" para cambiar de sitio en un banco arrastrando el culo.

    ResponderEliminar
  103. Estaría bien que ahora entrara alguien y dijera: -Perdonad, ¿qué eso de "orgasmo"?

    ResponderEliminar
  104. Alguna vez...jijijijiji
    Yo también digo lo del banco...es verdad,se me pasó en la traducción para Nina...jiiji aunque no se enteró de ná jaaaaaaaaaajajaja

    ResponderEliminar
  105. No quiero hablar ahora de la mecánica de fluidos, que me pongo colorada, pero se me ha entendido ¿no?

    :)))

    ResponderEliminar
  106. Es verdad,Blue...tienes razón...debe ser que es sábado...se me ha ido la bola...uy qué vergüenza ahora ;D

    ResponderEliminar
  107. Yo no lo entiendo muy bien, Blue, ¿que decís "me he corrido" sin haber tenido un orgasmo? Pues es la primera vez que lo oigo... igual es por zonas.

    ResponderEliminar
  108. Bah! cosas de mujeres...

    Será por zonas ;)

    ResponderEliminar
  109. Descla,pues pilla la zona oeste de norte a sur jijijijijiji

    ResponderEliminar
  110. Siempre me haces lo mismo... Como cuando no contaste que guarrada te habían dicho por la calle...

    Y ahora imaginad a mis buscaporno, que ante tanto que hemos repetido "orgasmo", "correrse", etc, llegan a mi blog y se encuentran:

    LA ÉPICA DE LA HUELGA EXPLICADA A PERSONAS DE DERECHAS.

    Y se cagan en mi puta madre.

    ResponderEliminar
  111. Ja, ja, ja...el salitre del Atlántico.

    El Mediterráneo está más reseco ;)

    ResponderEliminar
  112. Ja, ja,ja...India, díselo tú cuando se ponga el sol y se vayan todos.

    ResponderEliminar
  113. Pues como no me lo digáis, ya no me pienso correr más (porque no sabré qué es exactamente correrse).

    ResponderEliminar
  114. ¿De verdad que piensas estar sin correr hasta que te saquemos de dudas?...jijijiji
    Blue...tú crees que eso sería positivo o negativo para la novia? que si es por corporativismo,yo me callo...jaaaaaaaaaaajajajja

    ResponderEliminar

Caminante que por aquí recalas: si me comentas en una entrada antigua es probable que no te conteste por no ver tu comentario. Pero no por ello te prives.